3 métodos para gestionar el capital en bolsa

Veamos tres métodos sencillos para saber cuánto arriesgar en la próxima operación que realicemos en bolsa. A partir de ahí, sabremos cuántas acciones negociaremos (basta con dividir el resultado que obtenemos entre la cotización del activo a negociar).

Riesgo fijo del 2%

El primer método, el de riesgo fijo al 2%, consiste sencillamente en hallar el 2% del total de nuestra cuenta. Si disponemos de 10.000€ para operar, en ningún momento nos permitiremos perder más de:

Riesgo = 2% · capital para invertir = 2% · 10.000€ = 200€

La principal ventaja de este método es la rapidez y la facilidad para calcularlo, por ello es el más recomendable para aquellas personas que se están iniciando. Como es el 2% de la cuenta, siempre arriesgaremos más o menos en función de si nos está yendo bien o mal, por tanto, no aprovecha las rachas de operaciones ganadoras y perdedoras.

Consejo: para operar de manera profesional y especialmente en intradía recomiendo operar con un 1% del capital.

Método incremental

El riesgo es variable, entre el 1% y el 3%; partiendo de 2%, nos moveremos en incrementos de 0.2% según la racha. Es muy sencillo de calcular, observemos un ejemplo:

– Empezamos aplicando un riesgo del 2% en nuestra primera operación
– Ganamos (no importa cuánto); así que, para la próxima, subiremos a un 2,2%
– Volvemos a ganar. Subimos al 2,4%
– Perdemos. Volvemos a empezar: 2%
– Perdemos de nuevo: Bajamos a 1,8%
– Ganamos. Volvemos a empezar: 2%
– Si ganamos varias veces seguidas, llegamos al techo de 3% y, si perdemos cinco veces o más, nos estancamos en un riesgo fijo del 1% hasta salir de la racha

 Ratio F

Es un método algo más sofisticado que los anteriores, pero es muy interesante y efectivo. Este ratio sirve para determinar cuál es el porcentaje ideal que debemos utilizar para entrar en cada operación respecto al total de nuestro capital. Existen varias formas de calcularlo, pero la forma más común es la siguiente:

Ratio F = (((X +1)*P) – 1) /X, siendo:

– P el porcentaje de aciertos del sistema.

– X el ratio que se obtiene de dividir el importe medio en euros que se gana cuando se gana, partido por el importe medio en euros de lo que se pierde cuando e falla la entrada (ratio profit-loss).

Supongamos:

Porcentaje de aciertos: 50%, Ratio profit-loss: 300€/200€ = 1.5

Calculemos ahora el porcentaje con el que debemos operar según este método: Ratio F= ((1,5 +1)*0,50)/1,5 = 0,833

Debemos operar como máximo con un 0,833% de nuestro capital, que suguiendo con el ejemplo de los 10.000€ sería: 0,83% * 10.000 = 83€.

Lo ideal es adecuar la el riesgo a nuestra estrategia, de tal forma que sepamos en cada momento qué cantidad es la ideal para sentirnos cómodos operando y mantener una forma sólida de realizar operaciones que no descapitalice nuestra cuenta en ningún momento. Si aprendemos este aspecto ya tenemos una ventaja competitiva con respecto a los demás, ya que estamos aprendiendo a limitar las pérdidas, un principio fundamental para obtener plusvalías consistentemente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *